El soplo del espíritu

Así como la tierra es el paisaje exterior de la sostenibilidad, el alma es el paisaje interior de la espiritualidad de los seres vivos. Somos un microcosmos dentro de un macrocosmos. Cuando estamos libres de las estrechas identidades que nos aprisionan, de miedos y tristezas, de fragmentaciones que nos separan, podemos ver esto y rozar la divinidad  Sigue leyendo